facebook Twitter
Edicion especiales


Obama y Romney no descansan


Monday, November 5, 2012
 Foto: (AP)
El candidato Republicano Mitt Romney y el Presidente Barack Obama, se dan la mano luego del debate presidencial.
 
Con la Casa Blanca como premio, el presidente Barack Obama y Mitt Romney contendieron el lunes, último día de campaña, en Ohio y otros estados en disputa que esconden las claves para la victoria en una elección muy cerrada. Ambos prometieron días más brillantes para un país que aún batalla con una emproblemada economía y un elevado desempleo.

"Nuestro trabajo no está hecho aún", Obama dijo ante una multitud de casi 20.000 personas que lo vitoreaba en medio del frío de Madison, Wisconsin, y le imploró a su audiencia que le diera otros cuatro años.

Romney proyectaba optimismo mientras se acerca al final de seis años en que ha estado en pos de la presidencia. "Si creen que podemos hacerlo mejor. Si ustedes creen que Estados Unidos debería estar en un mejor camino. Si están cansados de estar cansados ... entonces les pido que voten por un cambio real", dijo en un suburbio de la capital del país, en Virginia. Con la mayoría de los más recientes sondeos en estados clave un poco en contra, decidió hacer campaña el día de la elección en Ohio y Pensilvania, donde él y los republicanos consiguieron un último impulso.

Además de la presidencia, hay 33 escaños en el Senado en las boletas del martes, y de acuerdo con un funcionario republicano, una creciente sensación de resignación entre sus partidarios, que consideran que los demócratas conseguirán mantener su mayoría.

La situación fue revertida en la cámara baja, donde los demócratas no hicieron aseveraciones de que estuvieran a punto de conseguir los 25 escaños que necesitan para ganar el control.

Los sondeos de opinión a nivel nacional sobre la contienda presidencial ponen el voto popular en un virtual empate.

En encuestas estado por estado, parece que Obama tiene pequeñas ventajas en Nevada, Ohio, Iowa y Wisconsin, suficientes para conseguir un segundo período en la presidencia en caso de que así sea, pero no tan significativas como para que puedan resistir un embate de los seguidores de Romney el día de las votaciones. Ambos apelan a un universo, cada vez más pequeño, de votantes que aún no se deciden.

Más de 30 millones de votos en ausencia o anticipados se han emitido, incluyendo unos 3 millones en Florida.

Entre los territorios clave, ningún republicano ha llegado a la Casa Blanca sin ganar Ohio y es posible que Romney realice una visita de último minuto al estado el día de la votación. El estado industrial ha definido al ganador de las últimas 12 elecciones.

En el sistema electoral estadounidense, el ganador no es definido por el voto popular, sino por contiendas estado por estado, por lo que nueve demarcaciones que no son fielmente demócratas ni republicanas se han vuelto extremadamente importantes en una elección tan cerrada. Ganar un estado le daría a Obama o a Romney los votos de ese estado en el colegio electoral, cuyo número se determina mediante una combinación de demografía y representación en el Congreso.

La cerrada contienda de este año eleva la posibilidad de que suceda lo mismo que en las elecciones de 2000, cuando el republicano George W. Bush ganó la presidencia por una mayoría de votos electorales, pero el demócrata Al Gore tuvo una ligera ventaja en el voto popular.

Tanto Obama como Romney dijeron que el ganador de este año será determinado por cuál de las campañas puede movilizar más simpatizantes hacia las urnas. "Esta será una elección de concurrencia", declaró el presidente en una entrevista que se transmite el lunes. Obama necesita el apoyo de negros e hispanos para contrarrestar el apoyo de los varones blancos para Romney, pero su campaña sabe que esa sensación de hacer historia al elegir al primer presidente negro que encendió la campaña de 2008 se ha disipado.

El legendario rockero Bruce Springsteen y el rapero Jay-Z acompañan a Obama en sus eventos del lunes en Ohio.

Si las elecciones fueran hoy, un análisis de The Associated Press encontró que Obama podría asegurar 249 votos electorales al llevarse los 20 estados que son sólidamente demócratas o tienen esta tendencia, además del Distrito de Columbia. Romney conseguiría 206, de probables victorias en 24 entidades que son republicanas o tienen esa tendencia.

Por definir quedan 83 votos electorales correspondientes a Colorado, Florida, Ohio, Nueva Hampshire, Virginia y Wisconsin.
Bookmark and Share
Publicidad


Boletines
Inscríbase para recibir boletines informativos