main image

Las dosis de refuerzo y las terceras dosis: Lo que debe saber

Hemos pasado un mes muy difícil. Estamos viendo que la variante delta se propaga como un incendio forestal por nuestras comunidades. Las transmisiones de COVID-19 han aumentado y las tasas de hospitalización estatales han alcanzado un máximo histórico. Desafortunadamente, esto significa que hemos tenido que volver a algunas medidas preventivas como usar mascarillas nuevamente. A pesar de que esto puede parecer un gran retroceso, también hay algo de buenas noticias: las vacunas están funcionando.

Incluso en los casos de infección irruptiva extremadamente raros, se ha demostrado que las vacunas previenen enfermedades graves por COVID-19. Y seguimos viendo el impacto positivo de las vacunas para reducir la propagación del virus. Los expertos médicos están monitoreando cuidadosamente la efectividad de las vacunas. Están tratando de determinar si la inmunidad que salva vidas proporcionada por las vacunas disminuye con el tiempo, y exactamente cuándo disminuye. Esto se conoce en la comunidad médica como la inmunidad menguante.

La inmunidad menguante es una parte de la respuesta biológica normal a algunas vacunas. Es similar a cómo sus músculos pueden encogerse cuando no los usa. Esta disminución de la eficacia de las vacunas también ocurre cuando un virus cambia y la variante resultante es resistente a la vacuna. Cuando la inmunidad de una vacuna comienza a disminuir, puede ser necesaria una dosis de refuerzo para ayudar a “reforzar” la inmunidad nuevamente. Saber que los expertos médicos ya están pensando en el futuro para ver si se pueden necesitar refuerzos, o cuándo, es una gran noticia.

Recientemente, la Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos (FDA) autorizó una tercera dosis de la vacuna para personas inmunocomprometidas. Esto se debe a que estas personas tienen sistemas de defensa con una capacidad limitada para aprender a producir anticuerpos a partir de la vacuna. Para este pequeño grupo de individuos, una tercera dosis puede ayudarles a producir una inmunidad más duradera. Entonces, al escuchar esto, es posible que usted se pregunte: “¿Necesito yo otra inyección también?” Y esa es una muy buena pregunta. Siga leyendo para ver lo que necesita saber sobre vacunarse nuevamente.

¿Cuál es la diferencia entre una tercera dosis y una dosis de refuerzo?

Aunque a menudo se usan indistintamente, hay una distinción.

Una tercera dosis (también conocida como dosis adicional) es para personas que son inmunocomprometidas. A veces, las personas inmunocomprometidas no desarrollan suficiente protección cuando se vacunan por completo. Cuando esto sucede, recibir otra dosis de la vacuna puede ayudarlos a construir más protección contra la enfermedad.

Una dosis de refuerzo se refiere a una dosis de una vacuna que se administra a alguien que generó suficiente protección después de la vacunación, pero que esa protección disminuyó con el tiempo (inmunidad menguante). Es por eso que necesita una vacuna de refuerzo contra el tétano cada 10 años, porque la protección de la vacuna infantil contra el tétano disminuye con el tiempo.

¿Soy elegible para recibir una de estas vacunas?

Los paneles asesores de expertos a nivel nacional y estatal recomiendan dosis adicionales de vacunas de ARNm para algunas personas inmunocomprometidas, y esto es lo que autorizó la FDA. Por lo tanto, si su afección médica lo califica para una tercera dosis y ya recibió una vacuna COVID-19 de Pfizer o Moderna, usted sí es elegible. La tercera dosis debe administrarse al menos 28 días después de la segunda dosis. También puede consultar esta página de los CDC para averiguar si se recomienda una tercera dosis por su condición médica. Pregúntele a su proveedor de atención médica si una dosis adicional es adecuada para usted.

Si recibió la vacuna de dosis única de Johnson & Johnson (Janssen), no necesita recibir otra dosis en este momento, pero debe consultar con su proveedor de atención médica para ver si tienen otras recomendaciones. Actualmente, las dosis adicionales de esta vacuna no están autorizadas por la FDA.

Actualmente no se recomienda una dosis de refuerzo para ninguna de las vacunas contra el COVID-19 en los Estados Unidos. Sin embargo, esto puede cambiar pronto a la espera de la recomendación de la FDA y el Comité Asesor sobre Prácticas de Inmunización que asesoran a los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades. Siguiendo cualquier recomendación actualizada, el Comité Asesor Científico de los Estados Occidentales revisa y proporciona recomendaciones para Washington. Aunque las dosis de refuerzo no se recomiendan actualmente en los Estados Unidos, nos estamos preparando para la posibilidad de que se ofrezcan en el futuro. Esperamos que las personas que fueron vacunadas temprano durante el lanzamiento de la vacuna en Washington, incluyendo muchos proveedores de atención médica, residentes de hogares de ancianos y adultos mayores, puedan ser los primeros a quienes se les recomiende una dosis de refuerzo.

¿Es realmente necesaria una tercera dosis o una dosis de refuerzo?

Una dosis adicional puede prevenir una enfermedad de COVID-19 grave y potencialmente mortal en personas con sistemas inmunitarios comprometidos, quienes pueden no haber respondido a su serie inicial de vacunas.

Aunque todavía tenemos mucho que aprender, los primeros estudios son muy alentadores. Según una investigación publicada por el Ministerio de Salud de Israel, una tercera dosis de la vacuna Pfizer contra el COVID-19 produce una mejora significativa de la protección para las personas mayores de 60 años contra infecciones y enfermedades graves, en comparación con aquellos que recibieron solo dos dosis.

En cuanto a las dosis de refuerzo, las vacunas contra el COVID-19 siguen siendo muy eficaces para reducir el riesgo de enfermedades graves. Los datos muestran que la protección contra el COVID-19 de la vacunación comienza a disminuir con el tiempo como sucede con otras enfermedades como el tétano o la tos ferina. Los CDC creen que las vacunas de refuerzo pueden ser necesarias para fortalecer la protección inducida por la vacuna y hacer que esta protección dure más tiempo.

¿Cómo puedo hacer una cita?

Hable con su proveedor de atención médica si cree que podría necesitar una tercera dosis debido a su afección médica. Ellos pueden compartir más información sobre cómo obtener una tercera dosis si es necesario.

Todavía estamos aprendiendo si se necesitarán refuerzos para la mayoría de las personas, y cuándo se necesitarán. Compartiremos más información sobre si se necesitan las dosis de refuerzos y cuando, a medida que esté disponible.

¿Qué pasa si recibí la vacuna de dosis única de Johnson & Johnson?

Actualmente, las dosis adicionales solo se recomiendan para las personas elegibles que recibieron una vacuna de ARNm, como Pfizer o Moderna.

Los CDC anticipan que es probable que se necesiten refuerzos para las personas que recibieron la vacuna Johnson & Johnson, pero estás aún no están disponibles. Dado que la vacuna de Johnson & Johnson salió después que las otras vacunas, los expertos necesitan un poco más de datos antes de hacer una recomendación.

Mas Información

Este blog es preciso a partir de la fecha de publicación. La información de este blog cambia rápidamente, así que consulte el sitio web COVID-19 del estado para obtener la información más actualizada en coronavirus.wa.gov. También, puede registrarse (solo en inglés) para que se le notifique cada vez que publiquemos nuevos artículos.

La vacuna para el COVID-19 ya está disponible para todas las personas de 12 años en adelante. Para obtener más información sobre la vacuna, visite VacunaDeCovidWA.org y utilice el localizador de vacunas para encontrar una cita. La vacuna para el COVID-19 se le proporciona sin costo alguno.

Notifica WA, una aplicación para su teléfono, puede alertarle si ha estado cerca de otro usuario que dio positivo a la prueba de COVID-19. Agregue Notifica WA a su teléfono hoy: WANotify.org

Las respuestas a sus preguntas o inquietudes sobre el COVID-19 en el estado de Washington se pueden encontrar en nuestro sitio web. También puede comunicarse con el centro de llamadas del Departamento de Salud al 1–800–525–0127 y presionar # de 6:00 a.m. a 10:00 p.m. los lunes, y de 6:00 a.m. a 6:00 p.m. de martes a domingo y días festivos estatales. Se ofrece asistencia en español y en otros idiomas.