También la IRS advierte sobre fraudes

También la IRS advierte sobre fraudes

La Raza del Noroeste con información de la IRS

Las estafas están en aumento y la IRS se suma a otras agencias en advertir a que los contribuyentes tengan cuidado de no caer en posibles fraudes. En esta ocasión, advierten sobre estafas en donde se utiliza el correo electrónico y el uso del nombre y la insignia de la IRS para ganar la confianza de la gente y así obtener información personal, financiera y números de Seguro Social.

La IRS advierte que la agencia no envía correos electrónicos que no ha sido solicitados sobre los impuestos de las personas ni solicita información personal y financiera. La IRS tampoco le pediría por contraseñas o información personal sobre sus tarjetas de crédito, banco y otras cuentas financieras.

Si de alguna manera, recibe un e-mail de alguien que dice ser del IRS o que le dirige a un sitio del IRS, se le recomienda que:

* No conteste.

* No abra los anexos. Los archivos adjuntos pueden contener códigos que pueden infectar su computadora.

* No haga clic en los enlaces. Si usted abre los enlaces de un e-mail sospechosos o el sitio Web de phishing e ingresó información confidencial visite la página de robo de identidad en IRS.gov.

LA IRS dice que todas las direcciones oficiales de su organización comienzan con http://www.irs.gov/ y no debe confiar en sitios de Internet que terminen en “.com”, “.net”, u otras designaciones.

La IRS solicita ayuda para detener de estos mensajes de este modo no habrá más personas que sean víctimas de estafadores. La IRS pide que si recibe un mensaje sospechoso que parece que viene de la IRS, puede reenviar el mensaje a una caja especial de la IRS: phishing@irs.gov. Debe de seguir instrucciones especiales de la página de Internet de la IRS para que se pueda rastrear. Las instrucciones dependen del sistema que utiliza, y están en la sección de “Phising and E-mail scams”.

Se le aconseja que después de hacer esto, borre el mensaje.

El número de fraudes ha ido en aumento y recientemente la comunidad hispana ha sido un nuevo blanco para estafadores en hacer llamadas pasándose por una compañía de seguros para conseguir información personal.