(Genna Martin/seattlepi.com via AP)

(Genna Martin/seattlepi.com via AP)

Procurador Ferguson pide al tribunal acelerar el caso sobre la separación familiar

La moción del procurador general incluye declaraciones de familias afectadas por la política de separación familiar

SEATTLE — El Procurador General Bob Ferguson solicitó a un juez federal que ordenara al gobierno federal proporcionar detalles y facilitar el acceso a las víctimas de la política de separación familiar del gobierno de Trump en una agenda expedita. La semana pasada, el Procurador General Ferguson lideró una asociación de 18 procuradores generales para interponer una demanda en Seattle que busca eliminar la política de separación familiar de manera permanente. La moción para la exhibición expedita de pruebas es necesaria porque cientos de padres separados se encuentran bajo custodia federal y el Gobierno puede trasladarlos a otros centros en cualquier momento y sin previo aviso. La moción solicita al tribunal que ordene al gobierno federal cooperar en cuanto a facilitar el acceso a los padres detenidos y notificar al tribunal sobre el progreso de tales esfuerzos.

Una madre que huyó de Honduras luego de recibir amenazas de muerte y que actualmente está retenida en Washington describió la experiencia de que la separaran de su hijo de 6 años de edad poco después de haber cruzado la frontera: “a partir de ahí, me separaron de mi hijo Jelsin. No me dijeron a dónde lo llevarían. Solo me dijeron que estaría bajo la protección del Estado. Para calmar a mi hijo, le dije que eso solo sería por tres días, aunque en realidad no lo sabía. Nunca nos habíamos separado.” Ella no pudo hablar con su hijo durante casi un mes. Cuando lo contactó, la madre dijo: “solo pudo decir unas cuantas palabras. Solo lloraba… No puedo expresar el dolor que he sentido por estar separada de él.” “La política de separación familiar de la administración Trump no ha terminado; sigue causando daño a miles de padres e hijos,” dijo Ferguson. “Las historias desgarradoras que he escuchado de las familias solo demuestran la medida en que esa política viola la dignidad básica y los valores estadounidenses fundamentales. La política también viola la Constitución, pero yo seguiré luchando para ponerle fin.” “El gobierno federal tiene una obligación a reunir hijos con sus padres inmediatamente, y una obligación a parar todas y cada una de las políticas que ignora los derechos del debido proceso de las familias quienes piden el asilo o refugio a cualquiera de nuestras fronteras,” dijo el Gobernador Jay Inslee. “Washington no va a suspender ni desistir hasta que la justicia es restablecida a cada hijo y padre afectado en el estado de Washington.”

Historias de las víctimas de Washington

Además de la interposición de la demanda, el Procurador General incluyó 99 declaraciones. Algunas declaraciones de expertos en psicología del desarrollo y salud pública discuten los peligros de separar a las familias y albergar familias inmigrantes en viviendas tipo cuartel. Otras declaraciones incluyen las que dieron directamente los padres separados de sus hijos y entrevistas con los niños separados. Las entrevistas y testimonios de padres y niños ponen de manifiesto la tristeza, el sufrimiento y la frustración que la política de separación familiar ha causado. Una niña de 13 años de edad no fue capaz de despedirse de su padre cuando los funcionarios de inmigración los separaron. El investigador escribió que la niña “informó que los guardias amenazaron a las personas que estos detuvieron con separarlos y enviarlos de vuelta a casa. Ella pudo oírlos decirles a otras personas que los encerrarían en prisión durante 10 o 15 años, lo que la aterrorizó. Los niños más pequeños estaban llorando.” Ferguson y los estados solicitan que la Jueza Pechman considere su moción antes del 13 de julio.